Saltar al contenido.

Más de 500 efectivos juraron ante el emblema nacional en Iquique.

Más de 520 efectivos, entre Oficiales, Clases, Soldados de Tropa Profesional y Soldados Conscriptos fueron protagonistas de una de las ceremonias más significativas del Ejército, como es el Juramento a la Bandera.  Dicho compromiso con el emblema nacional tuvo como antesala la ceremonia espiritual de Alegoría y Vigilia de Armas, actividad que se llevó a cabo el lunes, en el Estadio “Cavancha”, de Iquique, lugar donde la recreación de la Batalla de La Concepción y sus héroes fue la protagonista ante los juramentados y sus familiares, en una ceremonia que conmemora su 137º aniversario, de tal noble y trascendental gesta.

Hoy, decenas de familias, entre padres, apoderados y hermanos de los jóvenes soldados, muchos de los cuales se trasladaron, de distintos puntos del país, llegaron temprano a la plazuela Bernardo O’Higgins, para presenciar, en primera fila, la ceremonia más importante que tiene un soldado con la Patria y el emblema nacional.

La ceremonia de Juramento a la Bandera se inició con los honores de reglamento al Gobernador de Iquique, Alvaro Jofré, autoridad que estuvo acompañada por el Comandante en Jefe de la VI División de Ejército, General de Brigada René Bonhomme, además de las autoridades políticas comunales y regionales civiles, como también de las FF.AA. y de Orden, encabezados estos últimos por el Comandante del Comando Conjunto Norte, General de División Juan Carlos Henríquez.

Los soldados recientemente destinados al Cuartel General de la VI División de Ejército, a la 2a Brigada Acorazada “Cazadores”, dependientes de la VI División de Ejército, así como de la Escuela de Caballería Blindada y el Centro de Entrenamiento de Combate Acorazado, subordinados a la División Escuelas escucharon atentos la alocución del Jefe de las Fuerzas, Coronel Rubén Castillo Herrera, Comandante de la 2a Brigada Acorazada “Cazadores”, quien se refirió a dicha fecha de nuestra historia, que recuerda aquel 9 y 10 de julio de 1882 a un grupo de jóvenes soldados de la 4ª Compañía del Chacabuco (6° de Línea), quienes siendo atacados por fuerzas superiores en el poblado de La Concepción, en la sierra del Perú, olvidaron los intereses personales y defendieron con su vida el pabellón nacional, en los inhóspitos parajes de la sierra peruana.

Finalizada la alocución, se dio paso al desplazamiento de los estandartes de combate, quienes tomaron colocación para dar paso al juramento de rigor a oficiales, clases, soldados de tropa profesional y soldados conscriptos.

Acto seguido, el Comandante de la Unidad de Formación procedió a dar lectura a la segunda parte de la alocución, cerrando con las descargas de reglamento.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: