Noticias Regionales

Doctora en Antropología destaca potencialidades del Campus Canchones UNAP para investigación y docencia 

Isabel Aguilera Bornand se integró recientemente a la Casa de Estudios para ser parte de proyecto que busca convertir la Estación Experimental Canchones en un Centro Exploratorio del Conocimiento. 

A 100 kilómetros hacia el oeste de la ciudad de Iquique y sobre una superficie de 50 hectáreas se encuentra ubicado el Campus Canchones, predio que desde 1998 pertenece a la Universidad Arturo Prat (UNAP) y el cual fue visitado recientemente por la socióloga y doctora en Antropología, Isabel Aguilera Bornand, quien tras conocer el lugar y el trabajo que se desarrolla en este, aseveró que dicho recinto cuenta con múltiples potencialidades por explorar tanto en investigación como en docencia, así como en vinculación con la comunidad. 

La investigadora partió destacando la ubicación que el campus posee en el territorio, la cual —según dijo— ofrece la posibilidad de desarrollar diversas líneas de investigación, siendo algunas de ellas en patrimonio alimentario, natural, y cultural, pero no solo desde el punto de vista de aquello que ha quedado a través del tiempo, sino desde lo que allí ocurre en la cotidianeidad.   

“La posición del campus permite observar la vida de las comunidades, su historia, su presente y lo que están proyectando al futuro”, dijo Aguilera y añadió que “las posibilidades de interpretar el campus con una mirada patrimonial son muy altas. Sin embargo, al pensar en patrimonio, es muy distinto hacerlo desde la academia, que hacerlo en diálogo de las comunidades que son las propietarias de este”. 

Desde esa mirada, la doctora en Antropología consideró relevante que el Campus Canchones pueda establecerse como un punto de encuentro entre la universidad y la comunidad. “El campus también puede ser una oportunidad para que las comunidades vengan a la universidad, pero no como si ellos tuvieran siempre que aprender y nosotros enseñar, sino que ingresen para provocar en nosotros preguntas y también respuestas, nos permitan crecer académicamente, dialogar con ellos, y, a partir de ello, generar productos que contribuyan al territorio”.  

En ese sentido, planteó con seguridad que académicos de cualquier disciplina que acudan a Canchones con “los ojos abiertos” va a encontrar allí un sinfín de posibilidades para potenciar sus prácticas docentes, de investigación y de vinculación con comunidades de la zona. 

Aguilera se integró recientemente a la Universidad Arturo Prat para trabajar junto al equipo que ejecuta el convenio regional UAP2095 «Fortalecimiento del Centro Experimental y Docente Canchones; avanzando a la vinculación mediante la investigación aplicada en temáticas del territorio» el cual es implementado con financiamiento del Ministerio de Educación. En este, trabaja en la creación de diálogos en torno a asociatividad, turismo y patrimonio; actividad que se encuentra en diseño y que permitirá la vinculación de la comunidad académica con comunidades de la zona.  

EL PROYECTO 

El referido proyecto “Centro Exploratorio del Conocimiento” se plantea como un punto de encuentro para la ciudadanía, logrando ser un espacio de integración para el conocimiento, el aprendizaje, que logre generar vínculos de asociatividad de diferentes actores territoriales.  

Al respecto, la encargada del proyecto, Lidia Sierra Monardes, explicó que este cambio significa abrir las puertas del Campus Canchones hacia la comunidad, entendiéndose como tal a estudiantes de todos los niveles a quienes se entregarán experiencias vivenciales relevantes en cuanto a la identificación con los recursos de su región; así como a la comunidad en general quienes podrán acceder a un espacio interactivo que ponga en valor la riqueza cultural e identitaria del Tamarugal, que aporte al desarrollo territorial. 

CANCHONES Y SU PROYECCIÓN 

En la Estación Experimental Canchones donde se desarrollan actividades experimentales de investigación aplicada del ámbito agropecuario, con especialidad en la agricultura de zonas desérticas. En este espacio físico se han ejecutado numerosas iniciativas, tales como el cultivo de vid y producción de vino (uva, Cepa Tamarugal), cultivos del azafrán, espárragos, y melones; producción de queso de cabra, entre otras. Todas son lideradas por académicos de la carrera de Agronomía, perteneciente a la Facultad de Recursos Naturales Renovables.  

“La idea central de este proyecto es convertir al Campus Estación Experimental Canchones en un lugar de relevancia para el conocimiento científico y tecnológico de la región de Tarapacá, donde confluyan hacia este centro desde alumnos de educación parvularia hasta estudiantes universitarios de diferentes lugares de la región y el país, con el objeto de que observen, aprendan y desarrollen actividades inherentes a la ciencia y tecnología del presente y futuro en cuanto a las condiciones que ofrece el desierto más árido del mundo”, añadió Sierra. 

Esta iniciativa también considera a organizaciones comunitarias, empresariales y otras que pudieran estar interesadas en conocer de cerca e in situ las diferentes técnicas y conocimientos que estarán a disposición en este centro exploratorio. 


Categorías:Noticias Regionales

Etiquetado como:

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s